Ruso creador de un antivirus acusado de espionaje por EEUU

Eugene Kaspersky, informático y empresario ruso, fue acusado de pasar información al Servicio de Seguridad Nacional (FSB), heredero del KGB.

Sospechas de EEUU sin pruebas

Según la revista Forbes, Eugene ocupa el lugar número 1.567 en la lista de las personas más ricas del mundo y el lugar 66 en Rusia. Así y todo, su oficina es muy modesta, ubicada en mitad del cuartel general de su empresa de Seguridad Informática en Moscú, Kaspersky Lab, creadora de uno de los cinco antivirus más utilizados del mundo.

Dice “me gusta estar cerca de los ingenieros, de la gente que trabaja con los virus” y por lo mismo se niega a renunciar a su pasión: cazar programas maliciosos.

Ahora se encuentra en la mira de EEUU, ya que el Departamento de Seguridad Nacional ha dado un plazo de 90 días a todas las agencias federales para que dejen de utilizar el antivirus de Kaspersky, el cual también utilizan millones de particulares, por ser acusado de espionaje.

Anteriormente ya había sido acusado por la agencia Bloomberg y la revista Wired de tener lazos con el FSB, por compartir la información que obtiene de sus clientes. Este ingeniero lo ha desmentido siempre y dice que nunca nadie ha presentado alguna prueba. También agrega que “no he trabajado jamás para el KGB. No tengo ningún contacto directo ni inapropiado con el FSB, ni con ningún Gobierno en el mundo”.

Un gigante informático

Kaspersky Lab, eso sí, colabora con la policía de varios países, de forma totalmente pública, eso incluye a Rusia y a la Interpol. Ahora último se ha ofrecido para ir al Congreso de los Estados Unidos a declarar y está dispuesto a entregar el código de su programa para que sea revisado por los Servicios de Seguridad.

Su empresa (fundada con otros 2 socios) es actualmente un gigante informático y tiene una alta facturación con más de 400 millones de clientes.

Fue su empresa quien detectó en el año 2012 uno de los virus más complejos, Flame, que fue investigado por la ONU; ese programa pirata, dicen que fue diseñado por EEUU e Israel y su función era espiar el programa nuclear iraní.

Anteriormente había investigado el virus Stuxnet, descubierto cuando ya había causado estragos en las instalaciones atómicas de los Ayatolás. Y su empresa también alertó sobre un ataque masivo contra el sistema bancario de Ucrania.

El crecimiento de su empresa va en paralelo con la multiplicación de virus en la red.

¿Hasta dónde es capaz de llegar el cibercrimen o el ciberataque?

¿Se podrá confiar en algún antivirus después de saber esta información?


Formación profesional relacionada

El profesional de Perito en Ciberseguridad es un experto en normativa de seguridad de la información, y por lo mismo será pieza clave y marcará la diferencia en cualquier juicio, ya que este perito informático cumple con la reciente norma ISO/IEC 27037 de tecnología de la información, sobre los procedimientos de identificación de evidencias, recolección, adquisición y preservación de la evidencia digital. Esta es una de las garantías para que la evidencia sea válida en cualquier juicio cuyo tema sea relacionado con la ciberseguridad.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*